niños bilingües


Cuando me traslade a Barcelona el catalán no era un problema. De echo sonaba genial en boca de mi novio a distancia, luego mi marido. Tiene expresiones muy divertidas y no deja de ser una lengua mas.
Algunos se hacen un poco cansinos con el tema de la obligación de saberlo y hablarlo pero nunca me ha hecho falta y, sinceramente, siempre he sido de esas que cuanto más les obligan a algo, menos interés pone en ello.
Luego llegó el embarazo, la niña y entrar en el sistema educativo. En catalán. De momento no hablare de la famosa inmersión lingüística y todo eso porque papa comino se cabrea conmigo (aunque vea que en parte tengo razón) y eso que el es castellano-parlante. Otra cosa que daría para un post…
Esta vez pasare de puntillas por el tema, porque de lo que quería hablar es de cómo es tener un hijo bilingüe cuando tu no lo eres.
Siempre me ha fascinado. Tuve una amiga argentina en Francia que tuvo una niña y era curioso como se manejaba con ambos idiomas mientras aprendía a hablar. A mi me encantaba oírla y ver como se buscaba la vida.
Ahora que lo vivo mas de cerca y que se un poquito mas acerca de los niños veo que el bilingüismo no solo es bueno a nivel de organización del cerebro, tener conocimientos y todo lo que quieras sino que además da a los niños 2 diccionarios con los que expresarse. Gran parte de las rabietas que se suceden a los 2 años tienen mucho que ver con la frustración que sienten al querer expresar algo y no poder hacerlo verbalmente (de ahí los berrinches, los golpes y los enfados) Nosotros desde el principio usamos signos y gestos que nos facilitaron muchísimo entendernos con el comino pero ahora que empieza a hablar tengo la teoría de que tiene mas recursos con los dos idiomas. Lo que sabe decir en castellano, lo dice en catalán y si no usa los gestos.
Cuando empezó en la guarde a mi me preocupaba enormemente el choque cultural. A veces parece que va a haberlo porque esas ganas de diferenciarse tiene cosas tan tontas como canciones de cumpleaños con letra diferente, fiestas tradicionales de las que nunca has oído hablar y canciones de falda que no te sabes. Eso por no hablar de las comunicaciones y reuniones (siempre en catalán) y si iba mas allá: como le ayudaría con los deberes?
He de decir que todo ha fluido solo. Me se todos los hits del cancionero de la guarde (nos regalaron un CD en navidades) a puro de acompañarnos en todos los viajes en coche. He aceptado el tema de la corona cuando cumplen años en el cole, y la reciclamos en casa y el cumpleaños feliz se canta el de toda la vida. Y no pasa nada.
Una de sus primeras palabras fue MAS. Un día la profe me dijo, que graciosa, dice MES (mas, en catalán) pero dice “MA” a ver si consigue decirlo bien. Luego caí en la cuenta. Usaba el castellano y no el catalán y la profe no se dio cuenta y le corregía algo que estaba bien. Ma’ o menos J
Ahora el comino empieza a hablar y es curioso como mezcla los dos idiomas. Hay palabras que se quedan en catalán y otras en castellano. De momento no me ha corregido como mi sobrina el sábado que me dijo asustada al oir ladrar a un perro: oh, el gos! Y yo le dije, si esta ladrando el perro y me replico con cara rara: no, el gos!
Esto viene porque ayer descubrí que mi hija empieza a conocer los colores y distingue el azul y el verde. O como ella dice el “bau” y el “ver”. (BLAU y VERT) Debe hacerlo hace tiempo (la había oído antes) pero no hice la conexión y pensé que balbuceaba con su lengua de trapo. Ayer cogió un chisme y señalo los dos colores perfectamente y descubrí que mi hija sabía un poquito mas.
Estoy contenta. Y de momento me resulta mas curioso que otra cosa. Aunque a veces me sabe mal no darme cuenta antes de que su vocabulario se amplia por estas cosas.
Solo me sabe mal que he tenido que dejar de hablarle en francés. Creo que es demasiado para ella y cuando lo hago se enfada y me dice, no no no…
Que le vamos a hacer!

posted under , |

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues a mi me parece, que si le tendrias que hablar en frances, para que lo asimile, para que lo reconzca y luego cuando sea mas grande seguro qeu no tienen tanta dificultad en aprenderlo como su padre (o como tu dices papa comino) la tiene con el ingles

Niviuk dijo...

Jejeje, hombre entre que me hago la longuis y me pienso si hacerle caso o no, au acabo de contarle el cuento en frances, pero no le gusta nadaaaaa… sabe bien lo que quiere, mi comino!

Ana dijo...

Hola!! lego a tu blog por casualidad y me ha parecido chulisimo!!!

Te leeré cuando tenga ocasión! si te apetece conocerme, no dudes en visitar mi blog http://creciendocondavid.blogspot.com/

Saludos

diana dijo...

Hola Niviuk, te descubrí en madres blogueras.
yo tengo una niña de un año y le quiero enseñar inglés. Lo hablo bastante bien, aunque soy española,he pasado además casi todo el embarazo en Inglaterra.
He buscado y no he encontrado mucha info sobre como educar a un niño en dos idiomas.
Bisous

Niviuk dijo...

Bienvenida a las recién llegadas (que ilusion! jejeje)
Ana, ahora echo un vistazo a tu blog (gracias por el piropo). Ahora mismo me paso por tu mini-universo :)

Diana, nunca me ha dado por buscar info acerca del tema, no se porque. Siempre dijimos que aprovecharíamos que hablabamos ingles y frances para que se fuera haciendo con ellos, nunca pensamos en el catalan, porque estaba ahí, nada mas. Supongo que como acabara hablando ambos con normalidad, no he pensado en profundizar en el tema. Simplemente, dejo que fluya y de momento funciona. Ademas, nosotros somos mas bien callados y me preocupaba que tardara en hablar por no estimularla lo suficiente, pero: no calla ni debajo del agua!! Jajajaja
Una vez mas: BIENVENIDAS!

Aida dijo...

Yo también llego aquí desde madres blogueras...
Mi sobrina (con padre alemán, estudios en el colegio alemán y filóloga alemana) está educando a su hijo en el bilingüismo. Su marido no habla alemán y el resto de la familia, a excepción de su abuela paterna y de mí, tampoco.
Lo hizo facilito: le empezó a hablar en alemán cuando aún no había ni nacido. Siempre le habla en alemán, siempre, esté quien esté delante.
El niño entiende perfectamente ambos idiomas. Se expresa con más soltura en castellano pero, si no le entiendes (sobre todo cuando empezó a hablar), te lo traduce al alemán por si acaso. Jejejejeje. Va a cumplir 3 años y ahora empieza a hablar ya más en los dos idiomas y a distinguir y a separar quién le habla en qué idioma.
Es alucinante ver cómo lo absorbe todo sin darle vueltas y sin esfuerzo (al menos aparentemente).

Niviuk dijo...

Yo creo que es sin esfuerzo. De hecho al principio mezclan porque sueltan las palabras según les sale mas cómodo. Esta en ingles, esta en español… Unos amigos (el Sueco, ella catalana) mantienen lo de una persona un idioma. Y el papa les habla en sueco este quien este delante (como tu dices) desde siempre. Ella va mezclando. A la mayor criada aquí, usa mas el catalán, pero a los pequeños usa mas el español.
Creo que lo importante es no esperar que hablen desde el minuto cero correctamente todo.
Por cierto, el comino habla cada vez mas en catalan y ha empezado a corregirme como hizo mi sobrina… me da penica (por lo de la lengua materna) pero lo disfruto igualmente. No deja de ser curioso.

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

un libro, ahora

un libro, ahora

Recent Comments